Campaña sucia contra Ramfis Trujillo, en las redes sociales.

Las redes sociales jugaron un rol determinante en la recolección de fondos para la campaña electoral, que llevo a Barack Obama a la Casa Blanca. Con Donald Trump, volvieron a marcar el camino de la victoria, pero esta vez, con el despliegue de una campaña sucia por parte de una agencia rusa, que diseminó 80.000 mensajes usando la plataforma de Facebook, para empañar la imagen de Hillary Clinton y favorecer a Donald Trump.

El crecimiento de las simpatías por Ramfis, ha desatado una de las campañas más sucias de la historia dominicana, en contra de una candidatura presidencial. Se ha llegado al extremo, que se ofrecen recompensas por informaciones intimas, que puedan ser utilizadas para detenerlo.

Lamentablemente, la competencia electoral, en vez de ser un escenario donde se exponen los más altos ideales para lograr un bienestar colectivo, se ha convertido en una guerra, donde prevalece todo tipo de artimañas para desacreditar y vencer.

En su famoso libro “El arte de la guerra” el estratega militar, Sun Tzu, dice: “Es más importante superar a tu enemigo mentalmente que con la fuerza” Los ataques en contra de Ramfis a través de las redes sociales se incrementan en la medida, que sigue creciendo y se acercan las elecciones.

Miles de ramfistas, estamos siendo constantemente bombardeados con mensajes que empañan la imagen del líder. Al mismo tiempo, que nos envían otros, que resaltan las virtudes de Ismael.

Con 6,300 votos, que obtuvo el PDI en las últimas elecciones, quedo a punto de desaparecer y su valor en el mercado electoral, drásticamente reducido. La alianza con Ramfis lo levanto de la tumba, para catapultarlo y convertirlo en una opción de poder. Llego a todos los países donde residen dominicanos. Es por ello, que para mantenerlo en esa posición, sus líderes luchan a capa y espada para no perder los adherentes, que llegaron siguiendo a Ramfis.

Dicen que donde hubo fuego, ceniza queda. El PDI fue un aliado del PLD en la pasada contienda electoral. Ese vínculo continua vigente. Un buen ejemplo es Panamá, donde la secretaria personal del cónsul Domingo Ramírez, presidente de la Seccional del PLD, es hija de David Castillo presidente de la Seccional del PDI. Según Ramfis Trujillo, rompió la alianza con dicho partido, porque corre el riesgo de quedar en manos del Partido de la Liberación Dominicana (PLD.

Con el descrédito, que corroe a los partidos políticos tradicionales, nada se puede dudar. Hay que esperar que se abra el mercado electoral donde los ventorrillos políticos se venden y se compran.

Elías Samuel Rosario Mata

Abogado, residente en Panamá

Eliassam16@hotmail.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *